Y aunque su diaria vida con